Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2011

Discretos endemismos

Imagen
Gracias a muchos miles de años de evolución aislados de sus parientes más cercanos, algunos seres se diferencian de ellos convirtiéndose en especies o subespecies exclusivas del archipiélago, de la isla, de un ecosistema, de una playa, de un barranco, de una pared, de una piedra...
Oreja de gato (Aeonium percarneum) en la montaña de Los Moriscos, endemismo GC. 
En artenara existen casos que llaman la atención de cualquiera. Por ejemplo, un coleóptero (Pimelia estevezi) solo es conocido en La Punta de Las Arenas, limitándose a vivir en una playa levantada de arena rubia. O el caso de dos saltamontes ápteros (sin alas), el cigarrón palo (Acrostira tamarani) y la arminda (Arminda  canariensis), que únicamente viven en la mitad occidental de la isla muy vinculados a la tabaiba amarga (Euphorbia regis-jubae).

Losbejeques (Aeonium spp.), lechugas y lechugones (Sonchus spp.), tajinastes (Echium spp.), magarzas (Argyranthemum y Gonospermum) y retamas (Teline spp.) son géneros de plantas con mu…

Testigos del pasado reciente

Imagen
Ejemplares de sabina (Juniperus turbinata) y pino (Pinus canariensis) en la montaña de Altavista.
Aceptando que la isla tiene unos 14 millones de años y que la llegada de los primeros hombres se produjo hace cerca 3000, nos podemos hacer una idea de lo corta que es la historia de nuestra especie en el archipiélago.

Desde que las islas existen han estado sometidas a continuos cambios, principalmente relacionados con el clima y la geología (que muchas veces van de la mano). Estos siempre han sido muy lentos, en cambio, la llegada del humano ha supuesto una avalancha de acciones que han transformado el medio de forma radical en un tiempo récord.

Para la biodiversidad en general, este último período ha supuesto, y supone, un duro golpe. Ricos ecosistemas  repletos de vida, que habían evolucionado durante millones de años adaptándose a los cambios que se producían de una forma mucho más alargada en el tiempo y ajenos a nosotros, se han visto alterados en unos pocos cientos de años. Posible…